El vicepresidente provincial del PP, Jaime Ramos exigió hoy al presidente socialista de la región, José María Barreda, “una explicación urgente”, toda vez que se ha conocido por su declaración de bienes que “admite haber recibido una cuantía económica, tras la venta de un terreno rústico de su propiedad, por un precio que a todas luces no se corresponde con el precio que actualmente tienen este tipo de terrenos”.

Ramos explicó que el aristócrata Barreda ha declarado que 100 hectáreas de su finca rústica -situada en la localidad ciudadrealeña de Almagro- las ha vendido por 230.859,83 euros, cuando el precio de mercado de este tipo de fincas, está en 7.000 euros por hectárea, «lo que quiere decir que, como mínimo, tendría que haber recibido al menos 700.000 euros, el triple de lo que declara, y mucha gente piensa que ha cobrado parte de la venta en B».

El dirigente popular invitó a Barreda a «que enseñe los documentos adjuntos de la referida compraventa» y que los presente en las cortes de Castilla-La Mancha para que todos los ciudadanos de la región puedan saber de esa compra.

Jaime Ramos insistió en que es habitual encontrar comportamientos «irregulares» por parte del dirigente de la Junta, «y exigimos y merecemos que sean explicados, igual que también debe explicar quién ha pagado la encuesta que él mismo dijo haber encargado para investigar sobre el Partido Popular», y de ser cierto que se haya pagado con fondos públicos, «nos encontraríamos ante un caso clarísimo de malversación».

El responsable popular avanzó que Barreda ha cambiado el título de propiedad de su finca «sin ninguna explicación», y esa modificación tiene efectos fiscales e impositivos. En el año 2006 afirma que la finca es una «donación, y en este 2010 dice que la misma finca es una herencia».

Ramos aseguró que existe un desfase con engaño en el número de hectáreas que vende, porque mientras en el año 2006, afirma que vende 20 hectáreas (para comprarse un apartamento de lujo en una zona residencial exclusiva de Mallorca, valorado en 600.000 euros), y ese mismo año afirma que vende 100 hectáreas por 230.000 euros, «un precio tres veces inferior al de su valor en el mercado».

Además, de la misma finca, 20 hectáreas las vende para comprar un piso valorado en 600.000 euros, y 100 hectáreas las vende por 230.000 euros, y en  el año 2010 afirma que vende otras 100 hectáreas cuando, realmente, sólo le quedan 55 de la finca. «¿Cómo puede vender más hectáreas de las que él comenta -en sus declaraciones previas- que tiene?», se preguntó.

Por eso, Jaime Ramos aseguró que es «desorbitado e injustificado el crecimiento de su saldo bancario y reiteró que en el año 2006, declara tener 39.471 euros en sus cuentas bancarias, en el 2010 declara tener 380.936 euros en las mismas cuentas bancarias, y «en cuatro años multiplica por diez el dinero que tiene en el banco, a lo que hay que sumar el valor del piso de lujo en la exclusiva residencia de Mallorca (valorado en 600.000 euros)».

«No salen las cuentas cuando en la misma declaración Barreda declara como únicos ingresos los de su sueldo como presidente de Castilla-La Mancha».

TALAVERA MERECE INVERSIONES

Por otra parte, el vicepresidente provincial del partido, declaró que Talavera y su comarca «han sido engañadas ya demasiadas veces con las promesas socialistas», a tenor de las declaraciones de Fernández Vaquero, que asegura que la cuidad ha tenido las inversiones que merece, y recordó que muchas las inversiones que la ciudad viene reclamando desde hace años. «Hasta ahora se han quedado en meras promesas» y otras acumulan «un retraso de mas de diez años».

«Todavía recuerdo cuando siendo presidente de Castilla-La Mancha Bono, en el año 99 dijo que a Talavera le había tocado la lotería con Rivas, aquello que todos conocimos como la bono loto que nunca llegó».

La suerte en inversiones de la ciudad ha sido tal que la semana pasada terminaba con una concentración, en la que cientos de afectados solicitaban el arreglo de la carretera CM- 4132, cuya titularidad corresponde a la Junta, «y que a pesar de las promesas que legislatura tras legislatura se ha hecho de inminente arreglo, como tantos otras promesas de la Junta no se han cumplido».

«Lo que ha crecido el centro universitario de Talavera en estas tres legislaturas de Rivas es menos de lo que merecemos», dijo Ramos, que añadió que todas las oportunidades de instalación de grandes empresas que se han ido año tras año a otras ciudades de la región, «y que ninguna venia a aquí, es menos de lo que los talaveranos se merecen».

Jaime Ramos aseguró que Talavera no merece poseer el nombre de zona de especial localización, «y que luego no vengan inversiones», como tampoco es de recibo el retraso que lleva el proyecto del AVE, «ese que Zapatero, Barreda y Rivas prometieron para 2010 en plena campaña electoral, aún a sabiendas de que era mentira».

Para el vicepresidente provincial los retrasos de las obras de la A-40, «que no nos permiten a estas alturas estar comunicados con la capital regional, en una obra que lleva ejecutándose mas de diez años, tampoco es lo que  deberían tener los talaveranos», como que tampoco la ciudad tenga ni una sola entrada con doble vía desde la N-V, aún permanezca sin nuevos juzgados, y se quedara sin un centro tecnológico de la carne, de la leche y de sus derivados. 

«El que Talavera aun no tenga constituida un área metropolitana al menos de transportes, tampoco es lo que nos merecemos», explicó Ramos, que recordó que la ciudad se ha quedado sin nodo logístico con el beneplácito de Barreda, que además tiene el récord de paro de toda la región, «por eso quiero decirle a Barreda, que hay que saldar la deuda histórica que la Junta tiene con Talavera, y deberían empezar a hacerlo en los presupuestos de este año».

PUENTE RONDA DEL TAJO

El responsable popular también se refirió a los desperfectos que el PP ha denunciado en el Puente de la Ronda del Tajo, y aseguró que a la vista de las reacciones, los insultos y las impertinencias de los socialistas de, «creemos que hemos hecho lo que debíamos hacer».

No obstante, recordó «que a veces en política hay que tomar decisiones aunque no le favorezcan a uno» y precisó que es verdad «que desconocemos el alcance del daño, incluso es posible que a estas alturas lo denunciado esté reparado, pero si por demostrar que teníamos razón, podemos causarle problemas irreversibles a quien nos hizo llegar la denuncia, antes que desvelar las fuentes, preferimos quedarnos sin la prueba de la carga».

Jaime Ramos sugirió que tal vez los socialistas han reaccionado de de esas maneras «pensando que todos somos iguales, pero en el PP no somos como los que vinieron a pedir votos prometiendo que el AVE,  llegaría a Talavera en 2010, sabiendo como sabían que eso era mentira,  y que estaban engañando a los talaveranos».

El vicepresidente del partido insistió en que entonces los dirigentes socialistas que mintieron a los talaveranos, Zapatero, Barreda y Rivas y todos los socialistas que les aplaudían, «son los mismos que ahora insultan  y descalifican, y desde el Partido Popular creemos que ya está bien porque después de cómo actúan una y otra vez, es que no están legitimados para ello».