El presidente del PP y candidato a la Alcaldía, Gonzalo Lago, destacó hoy en el cortejo de Mondas, que esta festividad es una de las más grandes de Talavera, “y por eso hay que defenderla con nuestra actividad económica, y por el recuerdo histórico de lo que son las Mondas, ya que todo lo que mejore Talavera, mejorará a los talaveranos”.

Así, recalcó que desde el partido no sólo se defiende y se apuesta por esta fiesta de gran tradición histórica, sino también porque es una de las grandes citas de la segunda ciudad de Castilla-La Mancha, «y hoy todos tendremos que ir unidos por la defensa de nuestra ciudad y su comarca».

Por su parte, el secretario general regional Vicente Tirado destacó la importancia de estas fiestas «ancestrales y muy arraigadas no sólo en Talavera, sino también en todos los pueblos de su comarca, que representan la unidad de esta comarca y de toda una gran capital como es Talavera». Insistió en que para todos los miembros del Partido Popular «es un honor poder participar de esta celebración y deseamos que la gente, aunque sea pasada por agua, disfrute mucho de esta gran fiesta», aseguró.

Tirado destacó además la necesidad de «potenciar cada vez más estas fiestas, por lo que vamos a seguir apostando por ellas» y resaltó el compromiso del Partido Popular en el apoyo a esta tradición y su puesta en valor, a través de una mayor actividad cultural, cuando Gonzalo Lago sea el alcalde de Talavera de la Reina y María Dolores de Cospedal presida el Gobierno de Castilla-La Mancha.

El diputado nacional, presidente provincial del PP y candidato a la Diputación, Arturo García-Tizón, destacó que ni la lluvia puede con la arraigada tradición de la fiesta de las Mondas y recordó, en este sentido, el gran arraigo de la misma en el mundo rural y su estrecha relación con los agricultores de esta zona de la provincia, «que entienden mejor que nadie la importancia que tiene la lluvia, porque significa años de buenas cosechas».

«El PP va a apostar y apuesta por la fiesta de Las Mondas», manifestó García-Tizón, que adelantó el compromiso de los populares para potenciar esta tradición, «y que esa potenciación vaya unida a importantes eventos culturales, para que sin dejar de ser una fiesta eminentemente popular, se consiga el objetivo de superar, si cabe, la grandeza que ya tiene esta fiesta», concluyó.