El portavoz del Grupo Municipal Popular, Gonzalo Lago, anunció hoy que el Partido Popular acudirá al Debate del Estado de la Ciudad mañana “con una actitud tranquila, dialogante y sin perder los nervios”. Reconoció a preguntas de los periodistas que a pesar de que la situación actual es preelectoral puede que en el grupo socialista eso provoque tensiones, pero no es el caso del Partido Popular. “Nosotros vamos para describir la situación que viven los talaveranos y no necesitamos ninguna tensión porque la tensión está en las calles, reclamando cambios y son los ciudadanos quienes con exigencia lógica piden al equipo de Gobierno que lleve a cabo cambios que son absolutamente necesarios”.

Lago adelantó que el Grupo municipal Popular acudirá al debate con más de 100 propuestas «que consideramos necesarias y que abarcan desde las infraestructuras hasta la educación, pasando por el empleo, o las ayudas sociales». 

El portavoz recordó que hace 7 meses le dijo al alcalde que en ese momento Talavera estaba parada «y desgraciadamente sigue parada, le dije que la ciudad no tenía rumbo y sigue sin él y continuo manifestando lo mismo». 

El dirigente popular añadió que en estos meses Talavera ha sufrido un retroceso mayor «y no hemos visto medidas que solucionen los problemas que le preocupan a los ciudadanos». Talavera sigue siendo la ciudad con más tasa de desempleo de Castilla-La Mancha, nuestros sectores económicos en crisis siguen reclamando ayudas que no llegan, «y continuamos viendo a Rivas sin iniciativas, huérfano de soluciones, y sobretodo y lo que es peor, a un gobierno sumiso y pusilánime que no defiende nuestros intereses».  

Gonzalo Lago se refirió a la influencia negativa que han tenido las políticas de Zapatero en la ciudad, «que ha arrastrado a una falta de desarrollo social evidente, como hemos visto estos últimos días con el decretazo, que perjudica claramente a los empleados públicos, a los pensionistas, a los dependientes y a los ciudadanos en general con el abaratamiento del despido y la subida del IVA». 

La influencia de Barreda con su «ninguneo» a Talavera también es evidente porque compromete y retrasa proyectos y medidas que podrían ayudar a pasar el mal trago que nos está haciendo pasar. La influencia de Rivas en nuestra ciudad es claramente negativa y cada día esto se evidencia más en la opinión de los ciudadanos, «ya que es el peor alcalde que ha tenido Talavera en los años de democracia», aseguró.  

Lago insistió en que los talaveranos perciben que Rivas, Barreda y Zapatero «con diferentes caretas son los mismos factores de riesgo que comprometen nuestra salud económica, nuestro estado de bienestar y por supuesto nuestro futuro, y por eso hoy los talaveranos sin duda reclaman un cambio que invierta esta situación». 

El portavoz dijo que en la ciudad continúa sin existir desarrollo económico, social y por supuesto medioambiental, «porque seguimos viendo nuestros ríos igual o peor que hace 30 años que son los mismos que lleva el socialismo en nuestra región y en los últimos años el abandono del Tajo y el Alberche es más evidente, «pues desde que el Partido Popular llevo a cabo el Plan de Riberas, no ha habido ni una sola iniciativa para que los ríos puedan integrarse definitivamente en la ciudad», concluyó.