Los portavoces de los grupos municipales del Partido Popular, Vox y Ciudadanos han denunciado la desfachatez del equipo de Gobierno en relación con el minuto de silencio guardado este viernes en el último día de luto oficial por las víctimas del coronavirus, que ha sido comunicado a la oposición con tan sólo diez minutos de antelación.

A pesar de la premura de la convocatoria, varios concejales de la oposición sí han podido acudir, aunque con unos segundos de demora, pero ello no ha sido recogido en la información enviada a los medios de comunicación por parte del Ayuntamiento, en la que sólo aparecen concejales del PSOE.

Por ello, Santiago Serrano, David Moreno y Susana Hernández han criticado la falta de lealtad del Gobierno de Agustina García, que podía haber dado margen a que se incorporasen los ediles que se encontraban en el Consistorio, algunos en su despacho sin tener conocimiento de la convocatoria mientras en la Puerta Noble se celebraba el minuto.

Los tres portavoces han lamentado esta actitud sectaria y de soberbia, que ha sido la que ha mantenido el Gobierno socialista desde el inicio de la pandemia, rehusando, para inri, declarar el luto oficial cuando se solicitó en varias ocasiones por los grupos de la oposición.

Algo similar sucedió, han recordado, cuando las banderas ondearon a media asta el sábado del Cortejo de Mondas. Entonces, el PSOE trasladó a la opinión pública que había sido un acuerdo de la Junta de Portavoces cuando no fue así, y los grupos de PP, Vox y Ciudadanos se enteraron por la prensa de esta decisión.