La nueva Junta Local del Partido Popular de Talavera celebró recientemente su primera sesión para establecer los criterios de organización y las pautas a seguir en los próximos meses. Durante el transcurso del encuentro, al que asistieron los 30 miembros de la junta, se puso especial énfasis en el agradecimiento a los miembros de la Junta Local saliente por el “excelente” trabajo llevado a cabo durante los últimos cuatro años, según manifestó el presidente del PP, Gonzalo Lago, que explicó que con esta reunión se han puestos las bases de actuación que el partido llevará a cabo en años venideros.

El presidente manifestó que la intención de la nueva junta es llevar a cabo reuniones con «todos y cada uno de los sectores de la sociedad talaverana» para buscar medidas, propuestas y alternativas que «mejoren y reconduzcan nuestra actividad económica» con el fin de facilitar la solución al primer «y más grave problema que sufre Talavera que no es otro que el del empleo».

La Alta Velocidad Española fue uno de los temas que se trató con más intensidad en la reunión, así como la mejora del resto de las infraestructuras de comunicación que afectan a la ciudad. 

Todos los miembros de la Junta Local expresaron una especial preocupación por las deudas del Consistorio talaverano, por lo que manifestaron su petición y exigencia hacia el equipo de Gobierno para que se evite un mayor endeudamiento, y sobre todo «para que se exija una mayor defensa de los intereses de nuestra ciudad frente al abandono casi perpetuo de la Junta a Talavera «día tras día». 

Por otra parte, el Partido Popular va a llevar a cabo reuniones con expertos en economía, agricultura, ganadería, o artesanía «para tener nuevas visiones y proyectos que proporcionen un futuro más prometedor al desarrollo de nuestra ciudad», aseguró Lago.

La nueva Junta Local manifestó su adhesión y la defensa hacia la presidenta regional, María Dolores de Cospedal, «que sin duda es el nuevo cambio y la ilusión que necesita Castilla-La Mancha».