El secretario general del PP, JoséJulián Gregorio, aseguró hoy que “quien miente a los ciudadanos no es digno de gobernarlos” porque Rivas no ha sido capaz de cumplir todo lo que prometió,“por lo que debemos quitarle la careta”.

Gregorio destacó que los socialistas no han hecho que el AVE estuvieran en 2010, «y ya lleva 80 día de retraso», e insistió en que tampoco se han soterrado las vías del tren, ni se han creado aparcamientos públicos, ni tampoco se tiene un carril bici digno «porque el que tenemos es chapucero».

El responsable popular criticó que tampoco Rivas es un exponente de una gestión pública de calidad, sino que es líder en opacidad, «porque aún estamos esperando saber en qué se gastarán los 9 millones de euros que han pedido». Gregorio subrayó que en el Partido Popular están muy preocupados por las denuncias de las asociaciones de vecinos y deportivas que no han cobrado la parte de las subvenciones municipales que les corresponden. Recordó que recientemente el capitán del Talavera fútbol sala se ha quejado de que aún no han cobrado, de que los pagarés que les dieron no tenían fondos, a pesar de que el primer plazo de las subvenciones lo debían haber abonado en enero, y por ahora, el equipo de Gobierno «les da largas y largas». Si nadie ha cobrado ¿a qué se están dedicando los 9 millones de euros?

José Julián Gregorio insistió en que Talavera tampoco tiene nodo logístico, ni se ha sacado adelante el área Metropolitana de Transportes, ni la tercera piscina cubierta, ni se ha fomentado el empleo como prometió Rivas; «hay 23.372 parados registrados en las oficina del Sepecam». La ampliación de Torrehierro tampoco ha visto la luz porque acumula varios años de retraso.

«No solamente no ha cumplido estas promesas, sino que José Francisco Rivas ha acentuado que en nuestra ciudad haya barrios de primera y de tercera», señaló también el secretario, que destacó que a pesar de las quejas de las asociaciones de vecinos para mejorar la limpieza de sus calles y mejorar las infraestructuras de sus barrios, «no les hacen caso».

Gregorio trajo a colación «la falta de sensibilidad» con el barrio del Carmen, «y la nueva supresión de aparcamientos gratuitos, el abandono en la mismísima zona Centro de las calles Postiguillo, Calle Capitán Luque, Alamillo», además de la sensación de suciedad de la zona histórica de Puerta de Zamora, con las pintadas en edificios públicos o históricos o la sensación de oscuridad, o en algunas calles de Patrocinio a medio hacer, o la Calle Carnicerías junto a nuestra murallas, «donde los socavones hacen saltar al tráfico rodado como si fuera una carrera de obstáculos», con el añadido de la pobre imagen que se ofrece en esa zona turística.

El también concejal expuso el mal estado de algunas calles de Puerta de Cuartos, después de que los vecinos les trasladasen su malestar porque en el equipo de Gobierno no les pone remedio.

«José Francisco Rivas miente cuando dice que seguirá rehabilitando y revitalizando los barrios más degradados, porque es una vergüenza el estado de las calles Templarios, Calle San Esteban, Travesía San Esteban, Calle la Campana, paseo del Cementerio, incluso ya va tomando mal cariz el Paseo Padre Juan de Mariana», dijo Gregorio que aseguró que estas calles están tan degradadas que parecen del siglo XIX, porque presentan socavones y están a medio asfaltar.

«Esto es inconcebible en nuestra ciudad, y esto es un ejemplo de cómo gobierna el acalde José Francisco Rivas, que sin ningún pudor lava la cara de las zonas que se ven, como ahora va hacer con parte de Justiniano López Brea y la calle Pablo Picasso, un par de meses antes de las elecciones y sin previo aviso».

José Julián Gregorio dejó claro que no se puede dejar de comparar la política de Zapatero con la del alcalde; «no podemos de dejar de decir a la opinión pública que el abrazo de Rivas con Zapatero en 2007, sigue presente» porque tiene abandonada Talavera, «y el Partido Popular seguirá denunciando sus incumplimientos, y seguirá demostrando que el 80 por ciento del programa electoral de Rivas no se ha cumplido, y que no le importan los ciudadanos, sino mantenerse en el poder, sin importarle humillarse, rebajarse, inclinarse y arrodillarse ante Barreda o ante Zapatero».

Sin embargo, el secretario recalcó que es necesario dejar paso a un gobierno del Partido Popular para que todo esto cambie, «porque las propuestas de Gonzalo Lago, harán una ciudad de primera para todos los talaveranos, y María Dolores de Cospedal conseguirá una región igual para todos los castellanosmanchegos, sin el abandono actual de Barreda que sólo viene a hacerse fotos y a no traer riqueza ni trabajo».