El presidente del Partido Popular de Talavera, Gonzalo Lago, aseguró hoy que “no duda del paso y parada del AVE en la ciudad” porque fue algo que confirmó el ministro de Fomento, Francisco Álvarez Cascos y Benigno Blanco en el año 2001, lo que lo hace “una realidad incuestionable” parafraseando al alcalde, José Francisco Rivas, en unas declaraciones aparecidas en un medio de comunicación. Sin embargo sus sospechas de que el AVE no se materialice vienen fundadas porque no existe una fecha de finalización del proyecto ni tampoco hay partidas económicas “que lleven a cabo la ejecución del mismo”.

Lago recordó que han pasado 8 años desde el anuncio de Álvarez Cascos y la realidad del proyecto «sigue siendo la misma desde el 2001», con lo que un proyecto «no estará terminado hasta que se pone en funcionamiento, y el AVE  de Talavera lo estaría en 2010 si hubiese gobernado el Partido Popular». 

«A día de hoy es un proyecto pendiente de tener una fecha de finalización y asignación económica en los Presupuestos Generales del Estado», señaló Lago, que recalcó que el compromiso adquirido por Zapatero, Barreda y Rivas para que el AVE estuviera en 2010 «está sin cumplir a día de hoy, por lo que ese compromiso fue un engaño para todos los Ayuntamientos cuyas expectativas económicas dependen de su llegada». 

El también portavoz del Grupo Municipal Popular aseguró que el PP «nunca ha puesto en duda el paso y parada del AVE en Talavera porque fue una promesa del partido y nosotros cumplimos con nuestras promesas». 

Gonzalo Lago expuso que el comportamiento socialista en lo que se refiere a compromisos y promesas nada tiene que ver con la forma de actuar del PP, «ya que los del PSOE viven en la apariencia y prometen día tras día proyectos que se alargan en el tiempo y que provocan un grave perjuicio al tejido empresarial y a los talaveranos».  

El presidente del PP local aseguró que un discurso en defensa del AVE o de cualquier otro proyecto que favorezca nuestra economía «nunca está acabado hasta que se vean nuestras empresas y los talaveranos montados en un tren que nos comunique con Madrid y Lisboa». 

Además, Lago insistió en que «la enorme duda que se plantea hoy es que no sabemos cuándo estaremos conectados por AVE con Madrid y Extremadura, y Rivas sí presenta muchas dudas como alcalde en lo que se refiere a la defensa del tren de Alta Velocidad». 

El portavoz dijo que el PP no tendría la necesidad de insistir en su discurso de cuestionar este proyecto si José Francisco Rivas, Zapatero y Barreda cumplieran con sus promesas». 

Por último Lago reconoció que es obvio que para que el proyecto del AVE sea una realidad se liciten todos sus tramos, aunque «es un paso más de los cinco que tendrían que llevarse a cabo», todavía resta conocer la fecha de finalización del proyecto y lo que es más importante para el desarrollo del mismo: la asignación presupuestaria que lleve a cabo la ejecución del proyecto.