Los diputados regionales del PP Emilio Bravo y Gema Guerrero han insistido en confrontar en las Cortes el modelo fiscal de Emiliano García-Page con la política de bajada de impuestos que plantea Paco Núñez.

Así lo han exigido en rueda de prensa en Talavera, donde han recordado que el PP “ha propuesto en tiempo y forma” un debate monográfico en las Cortes para debatir el modelo fiscal que necesita la región, “y el presidente de las Cortes Pablo Bellido, actuando como un lacayo socialista de Page, desestimó el debate que pedía el PP”.

Para Emilio Bravo “Page tiene miedo a debatir con Paco Núñez porque sabe que está metiendo la mano en el bolsillo de los castellano-manchegos sin piedad”, y ha reiterado la necesidad de un debate sobre el modelo fiscal de Page, “ya que debe explicar por qué está asfixiando a los ciudadanos”.

A Page, ha continuado el diputado, “no le importa el sufrimiento de miles de familias, autónomos, pymes, agricultores, ganaderos y transportistas”, ya que los socialistas sólo piensan en recaudar “sin importarle los malos momentos por los que estamos pasando”.

En ese sentido Bravo ha apuntado que Castilla-La Mancha encabeza la mayor subida interanual de los precios de toda España con un 11,7 por ciento, y debido a su “miedo” por las elecciones del año que viene “no ha derogado el impuesto del agua, sino que lo ha suspendido”.

NO ENTENDEMOS LA NEGATIVA DE PAGE

Por su parte, Gema Guerrero ha dejado claro que en las filas populares “no entendemos” la negativa de Page a debatir sobre política fiscal en las Cortes, ya que “si está tan seguro de que la política que aplica en la región es la correcta, no debería de tener miedo de confrontarla con la del PP que se basa en la bajada de impuestos”.

Por eso, desde el PP se continuará solicitando ese pleno monográfico para explicar la política de los socialistas y la del PP, “con la que se podrían bajar de inmediato los impuestos”, pero desgraciadamente “Page sigue enrocado en el no”.

La diputada ha insistido en que el PP plantea medidas fiscales viables, eficaces y que van destinadas a aliviar la carga impositiva a las familias de la región, a los autónomos, las empresas y a los trabajadores, muy afectados por la situación económica actual, con la inflación desbocada, que hace que Castilla-La Mancha sea la región con la inflación más elevada, “y por eso es urgente tomar medidas y afrontar la bajada de impuestos que propone el PP”.